✨ Procurar llevar una alimentación equilibrada, variada y recordar que no existe ningún alimento que deba eliminar de sus comidas diarias durante el embarazo, salvo que lo indique un médico por algún problema específico.

✨ Si se presenta náusea leve, vómito o mareos, se puede aliviar evitando comer alimentos sólidos junto con líquidos, hay que procurar consumir éstos últimos entre comidas, además de comer en poca cantidad pero varias veces al día; sin disminuir la cantidad que se debe consumir diariamente.

✨ Para evitar el estreñimiento es conveniente aumentar el consumo de frutas, verduras, cereales integrales y agua. Disminuir el consumo de alimentos grasosos, muy condimentados o con mucho chile, porque pueden provocar agruras.

✨ Realizar, en lo posible sólo trabajos ligeros; descansar al primer signo de fatiga y recibir apoyo de la familia para las tareas pesadas del hogar. Cuidar su higiene personal y usar ropa cómoda.

✨ No fumar, no ingerir bebidas alcohólicas, no utilizar drogas ni medicamentos no indicados por su médico porque podría afectar a la salud de la niña o el niño así como la de la madre.


Bibliografía: Guía de orientación alimentaria – Secretaría de Salud.

Leave a Reply

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

You may use these HTML tags and attributes:

<a href="" title=""> <abbr title=""> <acronym title=""> <b> <blockquote cite=""> <cite> <code> <del datetime=""> <em> <i> <q cite=""> <s> <strike> <strong>